Ir al contenido principal

e-mail

I
Te escribo desde una hoja de Word y lo señalo porque me importan estos detalles de forma (soy editora), la tipografía cambiará cuando llegué a tus ojos.
II
Es importante escribir, una habilidad que te permite conectarte con el mundo que construyes, todo lo que ves es tu mundo, siempre que pienso eso me resulta escalofriante, pensar que nadie vive en la realidad tangible, como lo decía Barthes (generación Matrix).
Por otro lado, me alegra leerte y me atrevo a pedirte que, si algún día lo publicas, cambies mi nombre. Es una petición que siempre pido a quienes que me han mencionado en sus textos
III
Eso me hace pensar en los problemas existenciales, como cuando tu bandeja de entrada parpadea una y otra vez porque tienes correos de gente incompetente que no sabe hacer su trabajo y tienes que resolver a la brevedad porque parece asunto de vida o muerte… La muerte… El otro día estaba leyendo El mito de Sísifo de Camus [eso me recuerda la pronunciación, un amigo mío fue corregido por un pelele de la librería (más fea de Puebla) Profética y le dijo “Se dice Quéimus” a lo cual yo me reí porque le dije que en realidad se diría “Kamiu” con la “u” pequeñita] donde menciona el suicidio y la muerte, me parece justo arrojar todo al vacío si algo no funciona.
IV
Por otro lado yo estoy en crisis pero no lo escribo desde una trinchera, lo digo con orgullo, siento un poco de entropía en mi vida.
V
Espero pronto vivir sola y no tener contacto humano más que el de los correos de oficina y los alumnos que no saben ni escribir su nombre y por supuesto los tuyos si es que aún quieres escribirme.

Sus

Comentarios